domingo, 8 de noviembre de 2009

Al filo de la ruptura.

¿Por qué me culpas a mí
de tu fracaso?.
¿Por qué te vengas conmigo,
como un payaso?.
¿Por qué no eres ya mi amigo,
ni me haces caso?.
¿Por qué me acusas así
de dar el paso?.

Estás rompiendo el amor
que nos unía,
estás haciendo pedazos
el alma mia,
estás quebrando los lazos
con tu ironía,
estás tornando en dolor
nuestra alegría.

No vengas jamás a hablarme
sin fundamento.
No vengas entre sollozos
con tu lamento.
No vengas vestido a trozos
por el tormento.
No vengas más a besarme
sin sentimiento.

Si piensas juntar las camas
sin ese filo,
si entiendes que tu función
me tiene en vilo,
si comprendes que esta unión
pende de un hilo...
Si de verdad aún me amas,
entonces, ¡dilo!.

©Eufrosina Amores (2008)



No hay comentarios: